Ciberdelincuencia

Vivimos en un mundo digital en el que, al igual que en el físico, los amigos de lo ajeno son un riesgo constante. En este artículo te acercamos el mundo de la ciberdelicuencia para que puedas identificar los posibles peligros.

Todos hemos oído hablar de los hackers y es fácil hacerse una imagen mental de ellos, ya que son un perfil muy representado en películas y en las series. Pero lejos de esta imagen que se nos vende, la realidad es que suelen ser figuras pertenecientes a organizaciones delictivas y perfiles con conocimientos informáticos y tecnológicos enormemente avanzados. En este artículo te hablamos de ellos y del resto de elementos que conforman el mundo de la ciberdelincuencia.

Qué es la ciberdelincuencia

En la actualidad, es bastante habitual escuchar sobre delitos cometidos a través de las tecnologías digitales. Unos ilícitos que no solo afectan cada vez a más personas, sino que son altamente dañinos. Estos son delitos de cibercriminalidad, que se efectúan a través de una red, ya sea pública o privada, y que atentan contra la seguridad y confidencialidad. A estas prácticas ilegales se les conoce más comúnmente como ciberdelincuencia.

Un tipo de ciberdelincuencia básica consiste en los llamados malware: actuaciones en las que entran en juego todos los tipos de virus informáticos que tienen como fin dañar, suprimir o bloquear algunos datos de un sistema informático.

Los delitos que entran dentro de esta categoría tienen un objetivo principal, que es romper la barrera de ciberseguridad de una empresa o del sistema informático de una persona para obtener datos personales.

ejemplos ciberdelincuencia

Tipos de ciberdelincuencia

Existen diferentes maneras de ser víctima de un ciberdelito, entre las que se encuentran algunas de las más conocidas, y de las que debemos tener especial cuidado por los riesgos que conllevan. Algunos de los ejemplos más comunes de ciberdelincuencia con los que nos podemos ver afectados son, por ejemplo, los robos de datos personales, acceso a nuestros datos y cuentas bancarias, chantajes a través de información personal, mensajes de spam y fraudes por correo electrónico o mensajes de texto.

Todos ellos entran dentro de unas categorías concretas. A continuación hacemos un breve repaso por algunos de los tipos de ciberdelincuencia más comunes:

  • Robo de identidad. Quizás la forma más común de ciberdelincuencia. Puede presentarse de diferentes maneras. Por mencionar algunas de las más practicadas, tenemos:
  • Phishing o suplantación de identidad: es un tipo de delito de cibercriminalidad que persigue engañar al usuario para hacerse con sus datos de acceso de diferentes cuentas personales, así como datos bancarios y de tarjeta de crédito, haciéndose pasar por una entidad o empresa de su confianza.
  • Keylogging: práctica de spyware silencioso mediante el cual se registran las pulsaciones en el teclado o la información introducida en distintos campos, con el fin de robar los datos personales de acceso de un usuario como el nombre, las contraseñas o los códigos bancarios, sin que este lo sepa.
  • Carding: forma de acceder a la tarjeta de crédito del usuario para efectuar pequeñas compras, de esta manera, evitan que el propietario se dé cuenta pronto y, mientras tanto, llegan a hacer algunas compras antes de que el usuario pueda bloquear su tarjeta.
  • Ciberacoso: dentro de este tipo existen diversas formas de acoso a través de la red. En resumen, se trata de un delito contra la intimidad de una persona, que persigue atemorizar o humillar a otra a través de mensajes y amenazas a través de canales o en entornos digitales.
  • Ciberextorsión: esta práctica funciona mediante la intimidación o la violencia a través de la red. En ella, el hacker consigue que la víctima realice un acto perjudicial para sí mismo u otras personas.
  • Ciberespionaje: conjunto de actuaciones complejas mediante las cuales se consigue traspasar las barreras de seguridad de una entidad, administración o usuario, para obtener datos confidenciales, ya sean personales, empresariales o relacionados con instituciones gubernamentales.

Si te interesa conocer todo sobre la ciberseguridad y cómo combatir los distintos tipos de ciberdlelincuencia, echa un vistazo al Máster en Ciberdelincuencia y Seguridad Informática que impartimos en ESERP.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO


llámanos al
900 101 483

O escríbenos aquí

síguenos en