Internacionalización de Empresas

Cada vez más empresas deciden dar el salto al mercado internacional, un proceso complejo que reporta ventajas, pero también encierra algunos riesgos. Para tener éxito, es vital planificar detalladamente la internacionalización.

¿Qué es la internacionalización de las empresas?

La internacionalización empresarial es un proceso mediante el cual una compañía crea las condiciones necesarias para trabajar en el mercado internacional. No es una presencia puntual sino que implica asentarse en otros países siguiendo una estrategia adaptada a los diferentes mercados locales.

Las exportaciones españolas han pasado a representar un 27,2 % del PIB en 2010 a un 34,1 % en 2017, según Eurostat. Esos datos revelan que cada vez más empresas se internacionalizan, una apuesta atractiva en términos de diversificación y crecimiento económico pero que no está exenta de riesgos.

que es la internacionalización de empresas

¿Cuáles son las ventajas de la internacionalización empresarial?

  • Mayor competitividad. Las empresas que se internacionalizan suelen tener mejores índices de productividad y, como media, gestionan un volumen de negocio un 50 % mayor. La economía de escala, por ejemplo, les permite fabricar para distintos mercados sin aumentar los costes o incluso abaratándolos.
  • Más solidez. La diversificación intrínseca a la internacionalización puede brindarle a la empresa cierta resiliencia en épocas de crisis, algunas compañías incluso crecen gracias a las nuevas oportunidades de negocios que hallan en los mercados emergentes.
  • Afianzar la marca. La presencia en el mercado exterior otorga prestigio a la empresa, aumentando el reconocimiento de la marca.

¿Cuáles son los inconvenientes de internacionalizar una empresa?

  • Trámites burocráticos. En algunos países los trámites para importar representan una barrera. Los permisos locales necesarios, aranceles y leyes aduaneras pueden incrementar los costes y el tiempo de espera.
  • La distancia representa un coste añadido que demanda la puesta en marcha de un sistema logístico más complejo.
  • Diferencias culturales. Las diferencias culturales pueden ser un obstáculo y/o un coste añadido que obliga a cambiar la estrategia de marketing.

Factores a tener en cuenta en la internacionalización de una empresa

  1. Valorar si el producto es interesante para otros países y si se puede ofrecer a un precio competitivo acorde al mercado local.
  2. Definir los objetivos de expansión, identificando las fortalezas y debilidades de la empresa, así como los recursos de los que dispone y los riesgos que puede asumir.
  3. Conocer las leyes de importación y los aranceles que se aplican en los nuevos mercados, los estándares de calidad del sector, el nivel de penetración de la competencia y los hábitos de consumo del target.
  4. Contar con una buena logística que garantice un servicio rápido y fiable.
  5. Tener músculo financiero para mantener el flujo de caja en España y cubrir las operaciones en el extranjero.
  6. Tener personal capacitado que pueda afrontar los retos que representa la internacionalización.
  7. Proyectar la estrategia de entrada al nuevo país y diseñar la estrategia de marketing y branding teniendo en cuenta las diferencias culturales.

Si te interesa especializarte en este sector, te ofrecemos nuestro MBA especialidad relaciones internacionales, que puedes cursar online o en Barcelona. También puedes matricularte en el MBA especialidad en relaciones internacionales y comercio exterior impartido en Madrid.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO


VEN A CONOCERNOS MEJOR
Concierta una cita para visitar nuestras sedes

llámanos al
900 101 483

síguenos en