¿Qué es el Cross-Selling o Venta Cruzada?

¿Quieres aumentar las ventas de tu negocio? Te explicamos qué es el cross-selling y te damos algunos ejemplos para que puedas aplicarlo con éxito. 

¿Qué es el Cross-Selling o Venta Cruzada?

Uno de los principales objetivos de todo negocio es incrementar sus ventas. Para lograrlo puede recurrir a técnicas de marketing como el cross-selling y up selling, las cuales aumentarán el facturado sin incurrir en costes adicionales ya que aprovechan las nuevas necesidades o inquietudes que suelen aparecer tras una compra.

El cross-selling o venta cruzada consiste en sugerir al cliente productos complementarios al que acaba de comprar con el objetivo de brindar una experiencia más completa y aumentar el ticket de compra. A diferencia del up selling, que consiste en ofrecer un producto o servicio similar pero más caro, el cross-selling anima a proseguir el proceso de compra ya que despierta en el cliente la necesidad de adquirir otros productos.

Las ventajas del cross-selling

  • Aumenta las ventas, logrando que el cliente compre productos o servicios que inicialmente no había contemplado.
  • Optimiza los costes, pues al vender más a cada cliente se ahorra en la captación de nuevos clientes.
  • Fideliza al cliente brindando una experiencia de compra más completa y satisfactoria.
  • Aumenta la visibilidad de otros productos, sobre todo aquellos que tienen menos salida.

Técnicas de cross selling o venta cruzada

3 técnicas de venta cruzada y ejemplos

  1. Packs con productos o servicios adicionales. Los packs son un ejemplo de venta cruzada en los que, además del producto principal, se añaden otros servicios o productos complementarios que aportan valor al cliente. Una empresa de hosting, por ejemplo, puede brindar un pack de alojamiento web con dominio, correo y dirección cifrada para que su cliente encuentre todo lo que necesita en un solo lugar.
  2. Clusterización. Esta técnica de cross-selling consiste en presentar en un espacio cercano al producto principal un producto complementario que llame la atención del cliente. Es una estrategia común en las tiendas online de moda, en la que sugieren todas las prendas que componen el look.
  3. Asociación. Consiste en proponer un producto relacionado basándose en las preferencias e intereses de los clientes, recopiladas mientras compran. Cuando no se dispone de esos datos se recurre a la prueba social recomendando productos relacionados que otros clientes han comprado junto al producto principal. Un ejemplo son las recomendaciones de Amazon: “Otros clientes también compraron”.

Si quieres seguir profundizando en el cross-selling y otras técnicas de marketing, nuestro Máster en Dirección de Marketing y Gestión Comercial, impartido online, en Mallorca y Barcelona, te vendrá como anillo al dedo. Cuenta con un módulo de e-commerce y otro enfocado en la investigación de mercados y el neuromarketing, para que puedas comprender mejor el comportamiento del consumidor.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO


llámanos al
900 101 483

¿TIENES DUDAS O QUIERES VISITARNOS?
Contacta con nosotros

síguenos en